8 claves para identificar el burnout laboral

Tabla de contenidos

¿Qué le pasa a un coche cuando se le acaba la gasolina? No puede rodar, a no ser que lo empujes con todas tus fuerzas. Aun así, difícilmente llegarás a tu destino. Y si lo logras, habrá sido con un esfuerzo sobrehumano del que te costará recuperarte.

Con las personas ocurre algo parecido. Este ejemplo tradicional ilustra el grandísimo efecto que tiene el sobreesfuerzo relacionado con el trabajo. En las personas, este malestar es consecuencia directa del estrés intenso y prolongado. De tal forma, que la presión acaba superando nuestros recursos para afrontarlo. El síndrome puede darse de diferentes formas, bien a través de la desmotivación, o bien por medio del agotamiento físico y emocional. 

¿Sabías que un estudio de Steelcase demostró que 3 millones de personas odiaban su trabajo o no estaban conformes con su entorno laboral?

Este problema tiene nombre, se llama burnout laboral o ‘estar quemado’. Y tiene que ver con las personas que se sienten agotadas emocionalmente, despersonalizadas y con una baja realización personal en el trabajo. Te contamos todos los detalles a continuación. 

¿Qué es el síndrome del burnout?

La OMS ha indicado que el estrés laboral es un factor de riesgo, y que puede producir “comportamientos disfuncionales, contribuir a la mala salud física y mental; originar problemas psicológicos, trastornos psiquiátricos y terminar en situaciones de ausentismo laboral”.

Fue en 2019 cuando reconoció el síndrome del burnout como una enfermedad, y se recogió dentro de la CIE-11 (Clasificación Internacional de Enfermedades).

Hemos rescatado la definición que el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene da a este hándicap en el trabajo, así que presta mucha atención:

El síndrome del burnout es una respuesta al estrés laboral crónico integrada por actitudes y sentimientos negativos hacia las personas con las que se trabaja y hacia el propio rol profesional, así como por la vivencia de encontrarse emocionalmente agotado. Esta respuesta ocurre con frecuencia en los profesionales de la salud y, en general, en profesionales de organizaciones de servicios que trabajan en contacto directo con los usuarios de la organización.

Es mucho más común de lo que parece, y se ha convertido en una preocupación global, porque está afectando el entorno laboral y personal de millones de personas en el mundo.

5 situaciones que influyen en el estrés laboral

El burnout se manifiesta en forma de desgaste y agotamiento físico y mental. Se prolonga en el tiempo y puede afectar gravemente a la autoestima del trabajador. No existe una causa exacta que pueda originar esta enfermedad, pero sí podemos mencionar algunas situaciones relacionadas con el estrés laboral:

  • Jornadas de trabajo muy largas.
  • Trabajos monótonos.
  • Un ambiente laboral pésimo.
  • Ausencia de comunicación en el entorno laboral.
  • Baja remuneración salarial.

Son algunas de las causas que pueden desencadenar el síndrome del burnout. Los directivos de las empresas tienen una gran responsabilidad a la hora de evitar que se produzcan estas situaciones, ya sea a través de la comunicación directa con sus trabajadores, o creando programas para el bienestar laboral de la plantilla de la empresa.

En cualquier caso, debe adoptar una actitud de liderazgo, porque más que un jefe, eres un líder que está ahí para ayudarles. Dirigir la situación con eficacia nunca habrá sido tan emocionante.

Los trucos para identificar el burnout laboral

Fíjate lo diferente que puede ser el bienestar de tus empleados cuando identificas los indicios del burnout laboral:

  1. Quejas vagas

Forma parte del nivel más leve de la enfermedad. Incluso, puede que sea benigno si las quejas no se dan con frecuencia. Pero no bajes la guardia, la situación puede repetirse en cualquier momento, lo que podría estar indicando un riesgo. Las quejas suelen llegar cuando existe falta de comunicación o cuando el empleado no se siente satisfecho con el trabajo que está desempeñando.

  1. Cansancio

Aquí empieza el problema de verdad. El cansancio puede ser causado por falta de sueño, dificultad para levantarse en la mañana o jornadas de trabajo muy largas. Estas situaciones pueden dar lugar al agotamiento físico y mental.

  1. Negación

Este síntoma ya pasa a establecerse en el nivel moderado del burnout laboral. Se produce cuando el trabajador adopta actitudes muy negativas en todo lo que concierne a su entorno laboral. 

  1. Dificultad para concentrarse

Es un síntoma claro del burnout laboral. En el momento en el que el trabajador ya no está interesado por su trabajo, o el estrés al que está sometido le impide concentrarse, podrían indicar un desgaste personal y profesional. 

  1. Aislamiento

Cuando el empleado empieza a adoptar actitudes negativas y cínicas, se produce lo que denominamos aislamiento. Al trabajador ya no le interesa relacionarse con las personas de su entorno laboral, tan solo se presenta, hace su trabajo como puede y se marcha a casa. No interactúa, no participa en las reuniones, tampoco hace preguntas y habla muy poco con sus compañeros.

  1. Adicciones

Es un síntoma que suele darse en un nivel avanzado del burnout laboral. Antes de caer en esta situación, es muy importante pedir ayuda a un profesional médico o psicólogo. Todas las situaciones que se han mencionado anteriormente pueden desencadenar en adicciones que suelen empezar con el consumo de fármacos antidepresivos o el abuso de alcohol y drogas. 

  1. Cambios en la personalidad

Estar de mal humor constantemente o mostrar actitudes defensivas. En muchos casos, la persona que sufre el burnout laboral no es consciente de ello. 

  1. Depresión

Se da en el nivel extremo del burnout. Queda claro que puede afectar a todos los aspectos psicológicos de la persona que lo padece, desde cambios en el patrón de alimentación hasta trastornos en el sueño. Sin embargo, la depresión es el signo más frecuente y peligroso, porque puede llevar a la persona al suicidio.

Conclusiones sobre el burnout laboral

¿Por qué llegar a este punto pudiendo evitar el burnout laboral con un buen líder al frente?

Ante todo, es muy importante que en el momento en que una persona empiece a desarrollar alguno de estos síntomas, busque ayuda. Y sobre todo, prevenirlo con buenas prácticas: comunicación, respeto, delegación de funciones, tiempo personal, descanso, etc.

Obtén más información sobre las prácticas para evitar el burnout laboral en la empresa. En OlaCoach, podemos ayudarte.

No has podido suscribirte a nuestro Newsletter, por favor intenta nuevamente.
Te has suscrito exitosamente a nuestro newsletter. Pronto recibirás un email de confirmación en tu email.

Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe en tu correo electrónico artículos y tips para impulsar tu desarrollo personal y profesional

Open chat
Hola 🙋🏽‍♀️,

¿Cómo te podemos ayudar hoy?